El regalo de papá

regalo de papáEra el cumpleaños del niño. Después del tradicional ¡Feliz en tu día! y de haber apagado las seis velitas, vinieron los regalos de los presentes. Paquetes de todos los colores y tamaños. El último que iban a abrir parecía el mejor. Era el de su padre. Una serie de capas de papel sobrepuestas envolvía el regalo. Se trataba de un papel que decía: «Hijo mío, este año te daré 365 horas de mi tiempo, una hora al día. Esta hora, normalmente después de comer, podrá ser diferente en días especiales, y será enteramente tuya. Iremos adonde quieras a jugar o simplemente a pasar el rato conversando sobre tu escuela, tus amigos, tus descubrimientos y dudas».
El regalo fue tan hermoso que tuvo que renovarlo en los años siguientes. Fue el mejor regalo de mi vida, aseguró el hijo, años después.

No cabe duda de que la autoridad paterna está en declive. Su influencia ha sido sustituida por la de los amigos, por la televisión y hasta por los colegas de la misma edad.
El nostálgico padre Eugenio Charboneau escribió un día una meditación para los padres:

– Sólo una vez nuestro hijo tendrá tres años y estará deseando abrazarse a nuestro cuello.
– Sólo una vez tendrá cinco años y querrá jugar con nosotros.
– Sólo una vez tendrá diez años y deseará estar con nosotros,
en nuestro trabajo.
– Sólo una vez será adolescente y verá en nosotros un amigo
con quien conversar.
– Sólo una vez estará en la universidad y querrá contrastar ideas con nosotros.
– Si nos perdemos esas oportunidades, nos perdemos a nuestro hijo para siempre y él no tendrá padre.

Para reflexionar:

. ¿Cuánto tiempo reservas para conversar y jugar con tus hijos?
. Comenta hoy la meditación para los padres del padre Eugenio Charboneau.

email
It's only fair to share...Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Print this pageShare on LinkedInEmail this to someone

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *